viernes, 22 de marzo de 2013

Ordenadores

     No he abordado el tema de los "casos" porque me repugna de tal manera, que no quiero opinar. Soltaría tal cantidad de veneno por mis dedos que el teclado del ordenador podría corroerse. Gürtel, Ere's, Bárcernas, Oriol, son pruebas de la ausencia de vergüenza de algunos políticos. Pero no voy a entrar.
     Lo que si me choca (entre otras cosas) es el tema de los ordenadores. Que se los llevan a un almacén en la sede del PP, que envío alguien a por ellos y le dan todos mis objetos personales menos los ordenadores...
     No hace falta ser un sabio, para percibir que en esos ordenadores está el meollo (o uno de ellos) de la trama. Si yo los quiero recuperar a toda costa y en partido no me los da, ¿que está tardando el juez que investiga para hacerse con ellos mediante una acción judicial? ¿o es que no queremos tirar de la manta hasta dejar en pelotas y en el más absoluto ridículo a los presuntos delincuentes?
     ¿No hay órdenes de registro cuando existen indicios de delito en un lugar concreto? ¿Que en este caso no hay bastantes sospechas de que ahí puede estar una de las claves?  ¡Pues ya me estás tardando, juez!
     Todo ello contando que no hayan manipulado ya los famosos ordenadores, hayan copiado los ficheros en otro soporte y hayan hecho un reseteado de los ordenadores, dejándolos más inmaculados que el culo de la Nancy y de la Barby juntos. Que en destruir y anular pruebas los hay maestros. Recordemos la cantidad de "casos" sobreseidos porque las grabaciones inculpatorias no estaban autorizadas, etc, etc.... ¿sabuidite?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada